Uno de los pocos elementos que tienen en común los numerosos medialabs que encontramos tanto en el sector privado como el público es el fundamento de su misión: acelerar la innovación por medio de la experimentación empírica. Más allá de eso, vemos que sus objetivos, metodologías, temas, promotores y públicos objetivos son de lo más variados.

Se reconoce como precursor de estos centros de innovación el proyecto que a mediados de la década de 1980 impulsaron Nicholas Negroponte y Jerome Wiesner en el Massachusetts Institute of Technology (MIT). Si bien en sus inicios el foco estaba puesto en la exploración genérica en torno a las nuevas tecnologías, el MIT Media Lab ha ido abarcando campos muy especializados, como la neurobiología, la robótica o la computación afectiva.

A día de hoy, los medialabs están presentes también en la salud, la cultura y la innovación social, la industria de servicios, la educación o prácticamente en cualquier rama de la economía del conocimiento. Y sus promotores los podemos identificar en el ámbito de la empresa privada, el gobierno, la academia o la sociedad civil.

Artículos relacionados

Laboratorios de innovación abierta
Medialabs universitarios
Innovación social, cultural y ciudadana
Innovación desde, para y con los medios

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.